9 nov. 2015

20 clichés que debes evitar en tu guión

POR ÁLEX G.

Hay situaciones o escenas que se han repetido una y otra vez hasta la saciedad, los llamadosclichés. Algunos opinan que son efectivos, aún a costa de contar una historia predecible. Para otros, son aberraciones narrativas; es lo que diferencia una buena historia de una mala historia.

En mi humilde opinión, considero que algo predecible es, inevitablemente, aburrido. Y un libro o una película aburridos no pueden contener buenas historias. No creo que aderezar una película con efectos especiales para mitigar un pésimo guión o recurrir a clichés por miedo a que la novedad no guste al público, sean decisiones acertadas. Aún así, el cine y la literatura están llenos de clichés.

Ojo, ten especial cuidado a la hora de identificar repeticiones en una historia, porque no siempre conllevan un valor negativo. No confundas un cliché con un elemento distintivo. Por ejemplo, la capa de Superman ondeando sobre una puesta de Sol, las escenas de seducción de 007, las explosiones en Rambo, o la actitud sosegada de los elfos. Todo esto es intencionado, pues aporta un valor característico y personal, que hacen de ese libro, cómic, serie o película algo cercano y familiar.

El listado que sigue presenta 20 escenas que son típicas de las películas de Hollywood, pero no creas que tus relatos están a salvo de estos clichés, porque también se presentan en multitud de novelas de todos los géneros. Ya seas escritor o guionista, cuídate de estas malas compañías en tus trabajos, porque aunque la fórmula funcione a nivel comercial, no quiere decir que sea lo correcto a nivel creativo.

Como dato adicional para complementar el listado: existen varios personajes que aparecen en casi todas las películas, pero que, analizados individualmente, están de más. Este tipo de personajes puede divertir a la audiencia menos exigente, pero quienes realmente saben valorar una historia, levantarán una ceja cuando les plantes delante minutos de metraje o un puñado de páginas que están de más.


20 situaciones y escenas para llenar tu historia de clichés:

1. Los esbirros del villano siempre atacan al héroe de uno en uno.

2. El villano deja al héroe al borde de la muerte justo antes de irse, no sin antes contarle su plan maestro.

3. Hay una chica inusualmente atractiva en el grupo, y está enamorada del protagonista.

4. En los tiroteos, los buenos pueden darle a una mosca en el entrecejo con un tirachinas. Y los malos, tienen tan pésima puntería que no podrían hacer blanco en un elefante a diez metros.

5. Cuando algo terrible y mortal esté persiguiendo al protagonista y sus amigos, la chica guapa tiene que llevar tacones.

6. Los protagonistas llevan semanas atrapados en la mazmorra del villano. Menos mal que la celda incluye peluquería y set de maquillaje, porque nadie es tan malvado como para retener al prota sin su estupendo peinado y su piel de adonis.

7. Las pistolas siempre se encasquillan si están apuntando directamente a la cabeza del protagonista.

8. Los policías simpáticos siempre mueren en un tiroteo el día antes de su jubilación.

9. Se ha cometido un crimen. El culpable es el mayordomo.

10. Si los buenos están intentando desactivar una bomba con una cuenta atrás, la desactivarán exactamente en el último segundo.

11. El chico regordete y simpático que cae bien a todos morirá en una trágica escena, esto motivará al protagonista a vencer cualquier adversidad que antes era imposible.

12. Si hay una puerta cerrada que se interpone entre el protagonista y su grupo, siempre habrá alguien con una horquilla en el pelo y una gran experiencia abriendo cerraduras.

13. Los personajes no tienen necesidades fisiológicas. Estos jamás insinuarán que tienen que ir al baño, ni tendrán hambre aunque lleven varios días de viaje sin comer ni beber.

14. Los personajes pueden atravesar una ventana rompiendo los cristales y salir ilesos.


15. En una película de miedo, los teléfonos móviles se quedarán sin cobertura en el momento menos oportuno.

16. El héroe nunca se da la vuelta para ver una explosión. La onda expansiva tampoco le afecta.

17. El villano es tan malvado que matará a un subordinado solamente para mostrar lo malvado que es.

18. Parece que es muy fácil dejar a alguien inconsciente, basta con darle un golpe en la cabeza.

19. Si un personaje muestra una foto de sus seres queridos en una guerra, ese personaje morirá.

20. La policía siempre aparece cuando el héroe ya ha reducido completamente al villano.

¿Se te ocurre alguno más? ¿Te gusta encontrarte con este tipo de clichés o ya estás harto? Te veo en los comentarios.

20 comentarios:

  1. El 3, 5 y 6 poco o nada tienen qué ver con el guionista. A menos que seas J.J. Abrahams.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaj, hay mucho J.J. Abrahams por ahí sueltos, aunque nadie lo crea...

      Eliminar
  2. Esos noi son cliches.. Son pendejadas que vemos en malas peliculas. El titulo del articulo hubiera sido: no hagan guiones pendejos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede ser... Por cierto, ¿tienes algún guión bueno escrito por ti, nos podrías ilustrar un poco?

      Eliminar
  3. El caballo del malo es demasiado lento y siempre le alcanza el bueno aunque le lleve millas de ventaja...
    Los revolveres y pistolas automáticas, o los rifles, fusiles, ametralladoras... a todos les cunde demasiado los cargadores...

    ResponderEliminar
  4. A mi me gusta el de. "Tras recibir balazos, caer de un séptimo piso, caminar descalzo por cristales y ser atropellado por un camión, cuando la chica te cura la herida, inevitablemente escuece mucho"

    ResponderEliminar
  5. Todas esa son estupideces me revientan el hígado. Otra es que en una persecución en auto, en lugares solitarios o vías rápidas, siempre les sale un niño tras una pelota. La película El Justiciero me encanta; pero lo único que le censuro es esa escena de la persecución cuando el matón de la guitarra lo persigue y de la nada sale una niña tras un balón. Me caga verlo porque nada, pero nada qué ver!!!!

    ResponderEliminar
  6. El coche nunca arranca cuando te metes dentro de él para huir del villano.

    ResponderEliminar
  7. -Si están en París, desde cualquier ventana se ve la torre Eiffel
    -Después de tener relaciones el pudor incita a colocarse esas únicas sabanas en forma de "L" que tapan más a ella que a él.
    -Antes de atacar 1x1 los villanos esperan misntras hacen una especie de "Danza amenazante"

    ResponderEliminar
  8. Si una chica tiene una arcada está embarazada

    Si alguien tose, morirá de tuberculosis

    ResponderEliminar
  9. No sólo en el cine sacado de molde hay repeticiones trilladas. Hasta en el cine que algunos llaman "cine arte", contemplativo, con diálogos ultrapensados y situaciones que demuestran la fragilidad humana y lo sublime de la cotidianidad, hay clichés. Es un cliché.
    El ebrio que se desquita a golpes con un pariente; el personaje que sufre la muerte de alguien y busca rehacer -o marginarse- en su vida; los últimos días del moribundo y el despertar de la conciencia de sus cercanos; los adolescentes incomprendidos que hacen cualquier cosa de adolescente incomprendido; los hermanos que se envidian; el hombre que vive aislado y es hostil hasta que alguien lo enternece; la chica que se enamora del más freak; y un innumerable etcétera.
    El cine independiente, en general, en su grandísima mayoría, es más repetido y cliché que el cine chatarra.

    ResponderEliminar
  10. Siguiendo con el cliché del "cine artes:
    las dificultades de los gays para su amor o soportar abusos y molestias (gays, interraciales, etc); los separados; las familias disfuncionales (qué palabra más cliché); el autista que lo logra; en Chile se usa en el 100% que los personajes son gente pudiente que viven en mundos perfectos, donde pagar la universidad, viajar al extranjero, triunfar en general, son cosas tan comúnes como beber agua, y en contraparte, los personajes pobres son marginales malvivientes o humildes pintorescos que buscan superarse, siempre caricaturizados porque los que hacen cine no conocen esas realidades, etc, etc, etc;
    En Chile es cliché que los directores, casi todos de origen adinerado -salvo uno o dos-, hagan películas -pidiendo plata al estado- sobre la pobreza y sobre todas las injusticias posibles, pero a la hora de vender la película, amnesia total de la realidad que motivó su película; y apenas pueden se compran un apartamento en París y llenan sus facebook de sus maravillosas vidas. Se lucra mucho con el -atractivo- del sufrimiento humano. Cliché al menos en Chile.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Triste y dura realidad, e injusta claro que sí, la que comentas... Pero me temo que en toda Latinoamérica es casi igual: los mirreyes cineastas creyéndose artistas o peor, pensando que están socialmente comprometidos... Respecto a los clichés, a la mera hora hay que pensar como Hitchcock, quien decía "prefiero partir de un cliché y llegar a algo original que al revés..." ;)

      Eliminar
  11. Jaja lo bueno que en mis guiones no he cometido el error de ninguno de estos cliches...o eso creo yo...

    ResponderEliminar

Top 5 noticias mensual