10 ago. 2015

Shakespeare, el padre de la dramaturgia moderna, ¡era mariguano!

Francis Thackeray
Traducción: Jorge Anaya
La tecnología forense de origen sudafricano más avanzada se ha usado para probar y develar el misterio de lo que se fumaba en las pipas de tabaco usadas en el jardín de William Shakespeare en Stratford-upon-Avon.

Residuos de las pipas de barro de más de 400 años de antigüedad del jardín del dramaturgo fueron analizados en Pretoria utilizando una avanzada técnica llamada espectrometría de masa de cromatografía de gases.

Durante el estudio forense se identificaron y cuantificaron químicos de los hornillos y las cañas de pipas excavadas en el jardín de Shakespeare y áreas adyacentes. Los artefactos para el estudio fueron prestados por el Fondo del Lugar Natal de Shakespeare.

La técnica del gas es muy sensible a residuos que se pueden preservar en las pipas aun si se fumaron hace 400 años.

En el siglo XVII había varios tipos de tabaco, entre ellos la nicotiana de Norteamérica (del que se obtiene la nicotina) y la cocaína (Erythroxylum),obtenido de las hojas de la coca peruana.

Se ha afirmado que sir Francis Drake pudo haber llevado hojas de coca a Inglaterra después de su visita a Perú, así como sir Walter Raleigh llevó hojas de tabaco (nicotiana) desde Virginia, en Norteamérica.

En un número reciente de la revistaCountry Life, Mark Griffiths ha estimulado gran interés por Herbal, de John Gerard, publicado en 1957 como libro de botánica, que incluye imágenes grabadas de varias personas en el frontispicio. Una de ellas (citada comoel cuarto hombre) es identificado por Griffiths como William Shakespeare, pero esa identificación es cuestionable.

Es posible que el grabado represente a sir Francis Drake, quien conocía a Gerard.

Herbal, de Gerard, se refiere a varias clases de tabaco introducidas a Europa por Drake y Raleigh en los días de Shakespeare en la Inglaterra isabelina.

Sin duda existe un vínculo entre Drake y las plantas del nuevo mundo, sobre todo el maíz, la papa y el tabaco. Además, uno puede asociar a Raleigh con la introducción del tabaco a Europa desde Norteamérica (de manera notable en el contexto de la planta de tabaco conocida como Nicotiana, de Virginia y otras partes).

Lo que se encontró

Sin duda hay evidencia incuestionable del uso de hojas de coca para fumar a principios del siglo XVII en Inglaterra, con base en evidencia química de dos pipas en la zona de Stratford-upon-Avon.

Ninguna de las pipas con cocaína provino del jardín de Shakespeare. Pero cuatro de las pipas con cannabis sí venían de allí.

Los resultados de este estudio (incluidos 24 fragmentos de pipa) indicaron cannabis en ocho muestras, nicotina al menos en una, y en dos, evidencia definitiva de cocaína peruana de las hojas de coca.

Tal vez Shakespeare estaba al tanto de los efectos deletéreos de la cocaína como compuesto extraño. Es posible que prefiriera la cannabis como yerba con propiedades estimulantes de la mente.

Estas sugerencias están basadas en las siguientes indicaciones literarias. En el Soneto 76, Shakespeare escribe acerca de la invención en una yerba notable. Se puede interpretar que Shakespeare estaba dispuesto a usar yerba(cannabis como una especie de tabaco) para la escritura creativa (invención).

En el mismo soneto parece que prefiere no asociarse con compuestos extraños, lo cual se puede interpretar, al menos potencialmente, como una referencia a drogas extrañas(posiblemente cocaína).

El Soneto 76 podría atribuirse a un complejo juego de palabras relacionado en parte con las drogas (los compuestos y la yerba), y en parte con un estilo de escritura asociado con vestimentas (yerbas) y compuestos literarios (palabras combinadas para formar uno, como en el caso de la palabra Philsides(del nombre del famoso escritor y cortesano inglés Philip Sidney).

¿Shakespeare estaba pacheco?

El análisis clínico de los residuos de pipas de barro para tabaco del siglo XVII ha confirmado que en Europa se fumaba una diversidad de plantas. El análisis literario y la ciencia química pueden beneficiarse mutuamente, conjuntando ciencias y artes en un esfuerzo por entender mejor a Shakespeare y sus contemporáneos.

¿Esto prueba también que las obras de Shakespeare fueron representadas en la Inglaterra isabelina en una atmósfera llena de humo?

Bien puede uno imaginar un escenario en el que Shakespeare representó sus obras en la corte de la reina Isabel, en compañía de Drake, Raleigh y otros que fumaban pipas de barro llenas detabaco.

Este artículo está basado en una nota publicada en la Revista Sudafricana de Ciencia en julio de 2015. Se publicó originalmente en The Conversation.

Francis Thackeray es titular de la cátedra Phillip Tibias en el Instituto de Paleontología y Estudios de la Evolución en la Universidad del Witwatersrand.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Top 5 noticias mensual